MIAMI - Entusiasmo y energía son elementos que exhibía Mike Redmond como jugador. Ahora pretende emplearlos como manager de los Marlins.

Redmond, de 41 años de edad, fue presentado como nuevo capataz en el Marlins Park el viernes.

"Lo importante es ganar", dijo Redmond. "Hay que competir. Hay que llegar todos los días y darle fuerte. Así soy yo."

Nombrado manager de Miami el jueves, Redmond firmó un contrato de tres años el viernes y expresó que no ve el día para iniciar los entrenamientos de primavera.

"Vengo preparándome para esto desde 1993", dijo Redmond, refiriéndose a su primer año en liga menor.

Redmond, el 13er dirigente en la historia de los Marlins, es el sexto capataz del equipo en los últimos cuatro años y sustituye al venezolano Ozzie Guillén.

No es fácil la tarea que le espera a Redmond, ya que Miami viene de una temporada con marca de 69-93.

"Creo que ésta es una victoria para nosotros desde muchos puntos de vista", dijo el presidente de operaciones de béisbol de los Marlins, Larry Beinfest. "Mike va a tener mucho apoyo de una variedad de personas que ha conocido en este juego, incluyendo la gerencia. Para él será difícil no triunfar."