Alex Anthopoulos, gerente general de los Azulejos. (AP)

TORONTO - En mayo, hubiera sido casi impensable la idea de que adquirir más ofensiva sería la prioridad de los Azulejos para el 31 de julio, fecha límite para hacer cambios sin que los jugadores pasen por la lista de waivers.

En dicho mes, Toronto encabezó las Grandes Ligas en carreras anotadas con 165, jonrones con 48 y OPS (porcentaje de embasarse más slugging) con .829, a la vez que tuvo marca de 21-9-incluyendo una racha de nueve triunfos al hilo.

En esos momentos, la conversación se centraba en la necesidad de los Azulejos de adquirir pitcheo abridor para competir por el título del Este de la Liga Americana. Sin embargo, desde entonces las prioridades han cambiado, ya que desde el 1ro de junio el equipo canadiense ha anotado la segunda menor cantidad de carreras en la Americana, sólo superando a los Medias Rojas.

"Al ver los juegos, claramente se puede decir que no hemos jugado tan bien como podemos hacerlo", dijo el gerente general de Toronto, Alex Anthopoulos, al preguntársele sobre áreas específicas que quisiera mejorar de cara a la fecha límite.

Las lesiones han sido un factor en la pobre producción desde junio. Con el dominicano Edwin Encarnación, Brett Lawrie y Adam Lind en la lista de incapacitados de 15 días, hay huecos en el orden ofensivo de Toronto. El regreso de dichos jugadores será un impulso, pero eso no impedirá a Anthopoulos a intentar agregar a un bateador más vía cambio.

"Creo que un regreso a la salud representará una mejría-nuestros cuarto, quinto y sexto bateadores están fuera de acción. Tenerlos de vuelta será algo grande, pase lo que pase", expresó Anthopoulos. "Pero vamos a ver si podemos mejorar (la ofensiva) vía cambio también. Espero que sea una combinación de ambas cosas.

"Podemos agregar a los jugadores, así que tenemos la habilidad de sostener ese diálogo en cualquier momento", dijo el ejecutivo. "No veo razón de no agregar a jugadores-obviamente los peloteros ganan dinero-nadie juega gratis".